Distribución

Hasta que el agua de la planta potabilizadora llega a los hogares pasa por dos fases en la que entra en juego una importante red de distribución respaldada por una tecnología de última gneración que asegura un servicio de máxima calidad.

Distribución en Alta

Una vez que la planta potabilizadora ha tratado el agua para hacerla apta para consumo humano, sólo queda llevarla hasta la población, una tarea que se realiza en tres fases:

Aducción

Esta actividad consiste en el transporte del agua desde la planta potabilizadora hasta la entrada de las poblaciones mediante una red arterial de tuberías de gran diámetro y complejos sistemas de bombeo. El proceso de potabilización no tiene lugar necesariamente cerca de la ciudad o población abastecida, lo que hace que tenga que ser bombeada a través de grandes tuberías (de 800-1.600 mm) hasta llegar a su destino.

Red de Distribución

Ya en la población, el agua se distribuye a través de un entramado de tuberías de distinto tamaño o diámetro (450-800 mm diámetro), de manera a cada punto de suministro le llegue la presión acordada y en la cantidad necesaria.

Gestión Integral mediante telemando integrado

En esta fase, Global Omnium/Aguas de Valencia controla que el caudal de agua que llega al municipio, la presión y el posicionamiento de las válvulas sea el correcto al tiempo que se asegura del buen funcionamiento de pozos y rebombeos.

A lo largo de la red hay elementos de control, de seguridad, de desinfección y de impulsión que garantizan de forma activa la mejor distribución del agua. .

Distribución del Agua en Baja

Esta fase es una de las más importantes del Ciclo Integral del Agua.

Una vez que el agua ha llegado a las diferentes poblaciones, es necesario llevarla desde los pozos o las grandes tuberías hasta las entradas de casas e industrias de las ciudades y municipios. A estas tuberías que permiten que el agua potable llegue a cada domicilio se les llama acometidas.

¿Por qué es tan importante esta fase? Porque en esta etapa tratamos directamente con los usuarios. Por eso, el mantenimiento de la red de distribución en óptimas condiciones de operación es el reto diario de Global Omnium/Aguas de Valencia.